Policíaca

AMENAZA DE TIROTEO EN LA CEDART, PADRES DENUNCIAN NEGLIGENCIA DEL DIRECTOR

Redacción/Sol Yucatán

Debido a que un estudiante amenazó con asesinar a sus compañeros de clase, se desató una movilización policial en una escuela pública de Mérida, para tratar de detectar armas y explosivos.

Dicho operativo se realizó en el Centro de Educación Artística (Cedart) “Ermilo Abreu Gómez”, ubicado en la calle 21 de la colonia San Juan Bautista con Periférico poniente de Mérida. Los uniformados asistieron a petición de la dirección de la escuela anteriormente mencionada, luego de días de haber ignorado la situación.

Fue el día lunes que una madre de familia denunció a través de redes sociales, la negligencia por parte del director del plantel educativo, Erick Ezequiel Carrillo Moo, ya que se negaba a actuar y obligó a sus alumnos a seguir asistiendo a pesar de la situación.

Todo comenzó cuando el jueves pasado, un alumno envió un mensaje a sus compañeros donde advertía que realizaría un tiroteo y los mataría a todos, junto con fotografías de armas de fuego. Los estudiantes mencionaron que tener precaución con él, ya que “solo habla de armas y muerte”.

La actitud del director finalmente cambió cuando recibió una llamada desde la Ciudad de México, donde se localiza la sede del Instituto Nacional de Bellas Artes, donde se le exigió tomar medidas.

Fue así como alertó a las autoridades, quienes acudieron para realizar el cateo el lunes. Antes de la llegada de los elementos, se dio el aviso a los profesores de recluir a sus estudiantes en los salones de clase. Así estuvieron durante el operativo que duró aproximadamente cuatro horas, donde se les revisó la ropa, las mochilas y teléfonos celulares.

La revisión llegó a su fin cuando se encontró un arma en la mochila del alumno que amenazó a sus compañeros. Aún no se sabe el tipo. Asimismo, se encontró droga en algunas de las mochilas de otros estudiantes, por lo que se detuvo en total a tres alumnos.

Cabe mencionar que el operativo transcurrió con completo hermetismo. A los padres de familia no se les mencionó nada sobre la seguridad de sus hijos y a se les negó una explicación a los jóvenes. De igual manera, se les prohibió que tomen o difundan fotografías del suceso. Todo, con tal de que la sociedad yucateca no se entere de lo que pasa en el Estado.

A pesar del alarmante hallazgo, Erick Ezequiel Carrillo Moo dijo que el alumno regresará a clases mientras se desarrolla la investigación, lo que causó enorme disgusto e indignación entre padres de familia y de sus mismos compañeros de primer grado grupo “C”.

Al parecer, la situación con el alumno se ha desarrollado desde hace algún tiempo. Lo cual alarma enormemente, ya que la dirección estaba al tanto de la misma.

“Cuando le hablan siempre reacciona diciendo que no lo molesten, que no se le acercaran o los iba a matar. A una muchacha le dijo por mensajes que la iba a desaparecer y por ello lo empezaron a aislar, para no tener problemas con él”.

Asimismo, añaden que desde el inicio de clases mostró una actitud retraída, áspera y agresiva a pesar de los intentos por incluirlo.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba