----------

CORREDOR DE LA MUERTE EN PROGRESO

*El Polígono Industrial de Progreso se ha convertido en un nido de ilegalidades solapadas por el Gobernador, quien con tal de quedar bien con...

CORRUPCIÓN EN LA SEGEY

InicioPortadaCORRUPCIÓN EN LA SEGEY
  • Le quitaron al Instituto Para el Desarrollo y Certificación de la Infraestructura Física Educativa y Eléctrica de Yucatán  el manejo de 70 millones de pesos que estaban destinados al programa de rehabilitación de escuelas para que Liborio Vidal lo distribuya, según sus intereses
  • Los derechos humanos de cientos de estudiantes y profesores son violentados por la corrupta y soberbia actitud del titular de la dependencia, y lo peor de todo, ignora las denuncias de los afectados

Redacción/Sol Yucatán

Mérida.- Los derechos humanos de cientos de estudiantes y profesores son violentados por la corrupta y soberbia actitud del titular de la Secretaría de Educación del Gobierno del Estado de Yucatán (Segey), Liborio Vidal Aguilar, y lo peor de todo, ignora las denuncias de los afectados

¿Por qué Vila Dosal nombró como titular de la Segey a Vidal Aguilar, un político que apenas terminó su bachillerato? Esa es la pregunta del millón de dólares que se formulan los miles de maestros que estarán bajo su rectoría.

Una de las primeras maniobras para favorecer al nuevo titular de la Segey fue quitarle al Instituto Para el Desarrollo y Certificación de la Infraestructura Física Educativa y Eléctrica de Yucatán (Idefeey), el manejo de 70 millones de pesos que estaban destinados al programa de rehabilitación de escuelas para que lo distribuya según sus intereses.

Por cada obra que autorice y se pague con ese recurso, los beneficiados deberán entregarle como una especie de moche el veinte por ciento del monto asignado.

Para la rehabilitación de escuelas le dieron 30% más de presupuesto a la SEGEY y los contratos ya fueron asignados a empresas de los Millet Encalada.

Son muchos millones de obra a valor de primera plus internacional. Pero como es práctica de las constructoras y contratistas de los hermanos Millet terminarán por no entregar nada en obras.

El pacto de Mauricio Vila y Liborio Vidal es real. Lo que se roben de la SEGEY, que tiene el mayor presupuesto del Estado a la fecha, más los moches de otras obras, sobre todo del IVEY, van a un fondo de campaña “Mau, Vila Presidente”, con Liborio para la gubernatura y Vila para la presidencia, y Renán a la fregada.

Roger Torres Peniche ha operado como puente, a cambio de que Liborio garantice la Secretaría de Gobierno que Vila no le cumplió.

Ya se enteró la gente de Renán Barrera y están en un encarnizado enfrentamiento.

Con el inicio del ciclo escolar, numerosas son las anomalías que ha permitido, y además, se niega a resolver los problemas correspondientes a su antecesora, Loreto Villanueva Trujillo, por lo que la situación en la Segey va de mal a peor.

Tan sólo en tres años, nada se pudo resolver de los numerosos problemas que prevalecen en dicha dependencia, situación que empeoró ante la aparición de Covid-10, y ahora, en el segundo trienio de la actual administración estatal, la solución a las anomalías se ven cada vez más lejanas.

Desafortunadamente, a Vila Dosal no le interesa la salud de los yucatecos y mucho menos su educación, pues en todo momento ha antepuesto sus intereses personales, así como también el bienestar de su familiares y amigos.

La presidenta de la Asociación Estatal de Padres de Familia de Yucatán (Aepafy), Paula Lira Moguel, denunció la deplorable situación que prevalece en el sistema educativo estatal.

Destacó que la violación a los derechos humanos, inclusión escolar de los alumnos regulares y con Necesidades Educativas Especiales (NEE) se da en escuelas públicas, “son acciones indignantes, lamentables e injustas que prevalecen desde hace más de 40 años, sin respetar el derecho constitucional y consagrado de niños, adolescentes y jóvenes a su derecho a educación pública gratuita, obligatoria e inclusiva.

A la larga lista de anomalías, recientemente se incorporaron los chantajes en torno a la decisión de los padres de familia y tutores sobre el regreso a clases presenciales o si continúan con sus clases a distancia, virtuales o en casa.

Remarcó que la Segey presiona y obliga a los padres de familia para no decidirse por clases a distancia virtuales y les da a escoger entre modalidad presencial o nueva modalidad “tutoriales”.

Cabe destacar que esta última modalidad es para no respetar y aceptar la decisión por las clases virtuales, por lo que se establece la forma individual para que a corto plazo todos acepten clases presenciales.

Al aceptar la modalidad “Tutoriales”, los padres son los que van a ir a las escuelas a buscar fotocopias y/o cuadernillos de las tareas así como regresar en fechas que les indiquen a llevar tareas ya hechas.

También tienen la responsabilidad de los Diagnósticos Escolares de los Alumnos, cuando es un deber de la Segey.

Destacó que por desconocimiento de madres, padres de familia y tutores sobre los derechos de los hijos, se ven obligados a aceptar las “propuestas” de la Segey.

Más que por la salud y la educación de los menores de edad, el regreso a clases presenciales es para activar la economía, en especial de las tiendas, tienditas o cooperativas escolares.

Ejemplificó el caso de una madre de familia, cuyo hijo de ocho años de edad tiene trastorno Espectro Autista, quien estudia en la escuela primaria estatal “Jacinto Leonardo Rosado Avilés”.

De acuerdo con los oficios 03 y 14 dirigidos a Vidal Aguilar, el menor de edad es discriminado y recibe un trato indigno, e incluso, la actual directora del plantel continua sin respetar la decisión de la madre de familia para que su hijo prosiga con sus clases a distancia virtuales.

Resaltó que los padres que optaron por las clases a distancia, tienen que pagar el internet en las escuelas públicas, cobrando al menos 20 pesos mensuales.

En otros planteles, se responsabilizan a los padres de familia para que paguen para mantenimiento y funcionamiento de las escuelas, piden artículos de limpieza y de oficina, etcétera.

Ahora, también cobran fotocopias/cuadernillo de tareas, piden gel antibacterial, kits de higiene para alumnos(as), entre otros artículos, cuando es responsabilidad del Estado proporcionar todo el material de prevención.

BASES LABORALES

Para este año, la Segey ofertará 287 bases para igual número de profesores, ya que para satisfacer la demanda, Vidal Aguilar beneficiará a sus amistades y familiares, al mismo tiempo que aceptará a recomendados, denunciaron maestros afectados.

Lamentaron la actitud gubernamental, pues consideraron de absurdo que sólo se acepte a menos de 300 mentores cuando anualmente son cientos los maestros que se pensionan, jubilan o que desafortunadamente pierden la vida.

La estrategia es que el gobierno sea quien regule las respectivas bases a familiares y conocidos, así como a los recomendados, quienes impartirán clases en Mérida, pues al resto los mandan al interior del Estado, a las pequeñas y alejadas comunidades.

Cabe destacar que actualmente, la mayoría de los profesores están inconformes con la imposición del vallisoletano, pues los favores políticos le beneficiaron para ocupar el cargo.

Vidal Aguilar es “un gran “chapulín”, pues antes de pertenecer al Partido Acción Nacional (PAN) estuvo en el Revolucionario Institucional (PRI), en el Verde y en el de Revolución Democrática (PRD).

PAGO DE DEUDA

¿Por qué Vila Dosal nombró como titular de la Segey a Vidal Aguilar, un político que apenas terminó su bachillerato? Esa es la pregunta del millón de dólares que se formulan los miles de maestros que estarán bajo su rectoría.

Uno de sus más cercanos ex colaboradores, quien pidió el anonimato, reveló a Sol Yucatán el secreto qué prevalece detrás del nombramiento del dueño de Bodegas Mayoristas del Sureste Sociedad Anónima (Bomsa).

“Vidal Aguilar es un mercenario político y empresarial, su actuar se rige bajo la premisa maquiavélica de que el fin justifica los medios, y su único fin es el dinero y el poder político. Ya fue alcalde de Valladolid, diputado local, diputado federal, subsecretario de Gobierno con Dulce María Sauri Riancho y secretario de Desarrollo Social con Ivonne Ortega Pacheco”, expresó.

Agregó que “en los pasados comicios federales intentó, de nueva cuenta, llegar a la Cámara Baja del Congreso de la Unión bajo las siglas del PAN y su candidatura fue impugnada porque no cumplía con el perfil de “representante indígena”.

El informante aseguró que la imposición del controvertido político como titular de la Segey obedece a un solo motivo: el gobierno del Estado le debe a Bomsa cerca de 30 millones de pesos y no tiene recursos para saldar esa deuda.

Es sólo la punta del iceberg, esa es una cifra muy conservadora, tomando en cuenta que Liborio es de altos vuelos, seguramente hay mucho más dinero de por medio, indicó.

Precisó que el ex alcalde de la Sultana de Oriente, a través de Bomsa, vendió al Ejecutivo estatal aires acondicionados, refrigeradores, frigobares y pantallas, entre otros artículos que se asignaron a distintas dependencias.

“No da un paso sin huarache, todo ese equipo lo entregó a crédito con altos intereses, pero lo más delicado del caso es que sus mismos proveedores se lo fiaron a él, es decir, no puso un solo peso de su bolsa”, apuntó.

Desde luego que no hay plazo que no se cumpla y cuando el adeudo llegó a niveles insostenibles sus proveedores lo presionaron para que el gobierno del Estado saldara esa deuda.

Manifestó que a Vila Dosal no le quedó otra alternativa que negociar con Vidal Aguilar y en primera instancia le ofreció la candidatura a diputado federal por el Primer Distrito, con cabecera en Valladolid, con la plena seguridad de que ganaría por amplio margen.

Sin embargo, a los asesores panistas, entre ellos el actual secretario de Desarrollo Social, el también ex priísta Roger Torres Peniche, se les pasó un detalle: el Instituto Nacional Electoral (INE) determinó que en esa demarcación los aspirantes debían contar con el requisito de ser indígenas, lo que a todas luces Vidal Aguilar no cumplía y por eso literalmente “fue bajado de la candidatura”.

Por ende, al mandatario estatal no le quedó otra alternativa que colocarlo en una dependencia donde fluyan los recursos económicos.

Dijo que una de las primeras maniobras para favorecer al nuevo titular de la Segey fue quitarle al Instituto Para el Desarrollo y Certificación de la Infraestructura Física Educativa y Eléctrica de Yucatán (Idefeey), el manejo de 70 millones de pesos que estaban destinados al programa de rehabilitación de escuelas para que lo distribuya según sus intereses.

Por cada obra que autorice y se pague con ese recurso, los beneficiados deberán entregarle como una especie de moche el veinte por ciento del monto asignado.

Destacó que Vidal Aguilar grita a los cuatro vientos que gracias a él, el PAN ganó por vez primera la alcaldía de Valladolid.

Sin embargo, especificó que el nuevo presidente municipal Alfredo Fernández Arceo fue acusado de violación, ya que cuando fue director del Instituto Tecnológico de la Sultana de Oriente abusó de varias alumnas, incluso circularon en las redes sociales videos donde sostenía a la fuerza relaciones sexuales con las estudiantes.

Manifestó que las influencias y lazos con políticos panistas es tal que el actual regidor de Mérida, Liborio Vidal Cañetas, hijo del ex alcalde de Valladolid, está casado con una de las hijas de María Fritz Sierra, secretaria general de Gobierno

Con la asignación de Vidal Aguilar, reinició una nueva ola de quejas por parte del magisterio, ante el manejo indiscriminado de plazas.

El pasado 30 de abril, la Segey emitió un “aviso” en el que da a conocer con “bombo y platillo” que “ofertará” la ridícula cantidad de 287 bases.

De acuerdo con el escrito, en primaria se ofrecerán 121 plazas, 74 para secundaria, 24 para maestros de inglés en primaria, cinco para educación primaria para adultos, cuatro en educación física preescolar, en indígena preescolar y en tele secundaria, cada uno, y tres como psicólogo preescolar.

También se ofertaron dos plazas en educación inicial, en indígena primaria, adultos secundaria y en educación física, mientras que la restante es en especial psicólogo.

Los comentarios en las redes sociales no se hicieron esperar, por ejemplo, Patricia Cardeña comentó “una burla esa cantidad de plazas” y Dani Barritas señaló “no puedo creer que sólo ese número de vacantes esté libre, es una burla total”.