LocalesPortada

¡CORRUPCIÓN SIN LÍMITE!

  • Sol Yucatán presenta las pruebas donde Renán Barrera Concha contrató los servicios de la empresa Producciones Abraxas por 60 millones de pesos para la instalación de una pista de hielo en la Central de Abastos, que costó 18 veces más del valor estimado, así como los adornos navideños y obras culturales
  • El segundo atraco cometido por el Alcalde fue cuando el director de Cultura del Ayuntamiento, Irving Berlín Villafaña, se incorporó a la línea de corrupción y firmó tres convenios con la misma empresa por un monto de ocho millones 487 mil 198 pesos, en tan sólo un mes
  • Ante el escandaloso atraco, hasta el momento sólo hay una denuncia penal interpuesta en 2021, la cual, se mantiene estancada, por orden del fiscal General del Estado, Juan Manuel León León.Por el financiamiento de esta empresa en la campaña electoral del Alcalde, el INE está obligado a intervenir

Redacción/Sol Yucatán

Mérida. – La corrupción carece de límites para el alcalde Renán Barrera Concha, pues tan sólo entre 2018 y 2019 contrató los servicios de la empresa Producciones Abraxas, Sociedad de Responsabilidad Limitada de Capital Variable por un monto por 60 millones de pesos, tanto para la instalación de una pista de hielo en terrenos de la Central de Abastos, que costó 18 veces más del valor estimado, así como los adornos instalados en dicho lugar, y diversas “obras culturales”.

Ante el millonario robo cometido, hasta el momento sólo hay una denuncia penal interpuesta en 2021, la cual se mantiene estancada, por orden del fiscal General del Estado (FGE), Juan Manuel León León.

Sol Yucatán descubrió el segundo atraco cometido por el presidente municipal, al mismo tiempo que corroboró que en 2018, el director de Cultura del Ayuntamiento de Mérida, Irving Berlín Villafaña, se incorporó a la línea de corrupción, al firmar tres convenios con dicha iniciativa privada, por un monto por ocho millones 487 mil 198 pesos, en tan sólo un mes.

El primer contrato fue por dos millones 381 mil 190 pesos, firmado el 7 de diciembre de 2018, cuatro días después fue el segundo, por un monto por tres millones 551 mil 920 pesos y el último día del año, fue el tercero, por dos millones 554 mil 88 pesos.

Cabe destacar que Abraxas es una compañía prestadora de servicios que renta inmuebles móviles para el sector público, y entre sus principales clientes está el Ayuntamiento de Mérida, así como algunos de Quintana Roo.

El 25 de octubre de 2019, el edil emanado del Partido Acción Nacional (PAN) firmó un contrato de prestación de servicio con el gerente de dicha compañía, Emilio Guillermo Torre Molina.

Mediante el dictamen de justificación del 21 de octubre del 2019, emitido por la directora del DIF Municipal, Susy del Socorro Pasos Alpuche, solicitó la aplicación de la excepción al procedimiento de Licitación pública de conformidad con lo establecido en el artículo 51 fracción VIII del Reglamento de Adquisiciones, Arrendamientos de Bienes y Servicios del Municipio de Mérida, para llevar al cabo la adjudicación directa por excepción del servicio objeto del presente contrato.

Al día siguiente, en la sesión extraordinaria, los integrantes del Comité de Adquisiciones, Arrendamiento y Prestación de Servicios de la Administración Municipal Centralizada, aprobaron la adjudicación directa por excepción del servicio.

Mediante el oficio DDS/DJ/0728/2019 de fecha 23 de octubre de 2019, suscrito por Pasos Alpuche, se le notificó al proveedor la adjudicación directa por excepción de la prestación de servicio, por lo que al día siguiente, Torre Molina aceptób por escrito el respectivo contrato.

Por ende, la comuna le pagó 34 millones 800 mil pesos, por concepto de “Experiencia cultural navideña» la cual tiene como base el atractivo cultural denominado «Iluminaria», la cual consiste en un camino de luz y color para la convivencia con las familias, en la cual disfrutarán de coloridas formas monumentales icónicas de la navidad, de efectos especiales y música ambiental, todo lo anterior, acompañado de una pista de hielo, en la que las familias podrán patinar de forma gratuita”.

El monto se pagó en tres parcialidades, primeramente se le entregaron 11 millones 484 mil pesos tras la firma del contrato, la segunda partida fue al concluir las instalaciones y el montaje del servicio, por 11 millones 658 mil pesos, y la última, al finalizar la prestación del servicio, con una cifra similar a la anterior.

El plazo para la prestación del servicio fue del 6 al 31 de diciembre de 2019, pero el programa se amplió.

En contrato fue firmado tanto por el consejal, la titular del DIF – Mérida, y el empresario, así como por el secretario municipal, Alejandro Iván Ruz Castro, y el director de administración, Aquiles Sánchez Peniche.

ESTOCADA DE CAMPAÑA

En el último debate de campaña de los candidatos a la alcaldía de Mérida, el aspirante por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), Jorge Carlos Ramírez Marín, denunció el fraude cometido por el edil, por desviar 50 millones de pesos. Curiosamente, al día siguiente, los documentos desaparecieron del Portal de Transparencia del Ayuntamiento.

La pista de hielo tuvo un costo superior a 52 millones de pesos, cuando la misma empresa, por el mismo lapso de tiempo, cobro en Cancún dos millones de pesos.

Días después, específicamente, el 31 de mayo de 2021, Barrera Concha fue denunciado penalmente por actos de corrupción y desvío de recursos por más de 50 millones de pesos, ya que durante su administración como presidente municipal contrató la instalación de una pista de hielo, pagando 18 veces más del valor estimado.

El hoy ex diputado local del PRD, Alejandro Cuevas Mena, interpuso la querella ante la FGE, luego de la acusación pública hecha durante el debate entre los candidatos a alcaldes.

En la denuncia ante la Fiscalía, se mencionó que el Ayuntamiento de Mérida pagó en 2019 la cantidad de 52.2 millones de pesos a la empresa «Producciones Abraxas», por la instalación de una pista de hielo en terrenos de la Central de Abastos, cuando por una obra similar, el gobierno de Quintana Roo pagó en 2018 un total de 2.9 millones de pesos.

Barrera Concha autorizó tal contratación, y el evento tuvo una notable afluencia, pues fue gratuito el uso de la respectiva pista de hielo.

Se detectaron facturas por medio de las cuales se pagaron dos contratos a la empresa referida por 52.2 millones de pesos. El primer contrato fue por poco más de 17 millones de pesos y el segundo, por 35.2 millones.

Cuando se dio a conocer esta información, el Ayuntamiento de Mérida, bajó de su página la información del contrato por el que mayor cantidad pagó, en clara muestra de corrupción.

En la denuncia ante la FGE se asienta que “Producciones Abraxas” aparece como uno de los proveedores de servicios de la campaña del alcalde con licencia Renán Barrera y que, de manera extraña, a esta empresa según la denuncia, sólo se le ha pagado 500 mil pesos por organizar 55 días de los eventos de campaña de Renán Barrera en el Salón Mayan Hall. También se detectaron facturas en la página web y en el portal de transparencia del propio Ayuntamiento de Mérida.

El fraude de 50 millones de pesos que cometió el alcalde Renán Barrera Concha en contra de los meridanos también debe ser investigado por la Fiscalía Anticorrupción, ya que nadie está por encima de la ley, pero hasta la fecha no se ha hecho nada. Incluso, también debe de intervenir el Instituto Nacional Electoral (INE), ya que la empresa Abaxas, vinculada con este delito, cobró una cifra irrisoria durante la campaña de Barrera Concha.

En esta campaña electoral, Abraxa aparece en el padrón de proveedores de INE que Barrera Concha le pagó 500 mil pesos como candidato, por el servicio de producción de sus eventos, en un local ubicado en el norte de la ciudad.

Por mes y medio de show de luces y la pista de hielo, el Ayuntamiento le pagó más de 52 millones de pesos y por 55 días de campaña le pagó 500 mil pesos. Por eso el INE también tiene que investigar.

En la explanada de la Central de Abastos se instaló la Villa Navideña y Ciudad Mágica, en la cual se incluyó una pista de patinaje sobre hielo, de acceso gratuito, la cual fue inaugurada el 6 de diciembre de 2019, y aunque debió de concluir el 31 de dicho mes, las actividades se prolongaron un mes más.

La pista era de 300 metros cuadrados, por las mañanas se destinó a las visitas escolares, mientras que de 16:00 a 23:00 horas, era de libre acceso al público.

Barrera Concha explicó que tan sólo en los primeros 22 días asistieron cerca de 180 mil personas, por lo que se decidió extender el evento hasta finales de enero de 2020.

Según el contrato de prestación de servicios ADM/SI/JUR/PS/127/2019, se pagó un total de 52 millones 200 mil pesos con recursos del DIF Municipal. La dispersión de los recursos se hizo en cuatro pagos.

Por la instalación y operación de este atractivo se pagó un total de millones 800 mil pesos, por el período comprendido del 6 al 31 de diciembre de 2019, y la dispersión fue en tres pagos.

Además, se pagaron 17 millones 400 mil pesos, por el período del 1 de enero al 6 de febrero de 2020.

Historial

En la historia reciente de Yucatán, Renán Barrera Concha se convierte en el alcalde más corrupto, quien ganó el proceso electoral a pesar de las denuncias penales que hay en su contra, las evidencias de desvío de recursos, el empleo de empresas fantasmas y el favoritismo a iniciativas privadas de políticos del Partido Acción Nacional (PAN).

La elección de estado que prevaleció en las elecciones del 6 de junio de 2021 le permitió la victoria, pues el gobierno destinó millones de pesos pertenecientes a los diversos programas gubernamentales, para apoyar las campañas de los candidatos panistas.

Barrera Concha posee la fama del alcalde que más ha endeudado a los meridanos, pues con la cancelación del pago de las luminarias la comuna tuvo que pagar una millonaria suma como compensación durante su primer trienio de administración.

Mientras que en su segundo trienio, pagó 52 millones de pesos por la pista de hielo, cuando el ayuntamiento de Cancún erogó dos millones, por el mismo período de tiempo.

Pero lo más cínico de todo, durante 2020, fueron pocos los programas que desarrolló y negó numerosos apoyos, con el pretexto del recorte presupuestal a consecuencia de la pandemia de Covid-19.

Sin embargo, cuando empezó este año electoral, inauguró obras, puso en marcha proyectos, dio inicio a programas, aprobó proyectos, destinando millones de pesos, todo ello, para garantizar mantenerse en el puesto, otros tres años más.

En 2020, Barrera Concha pidió un préstamo de 400 millones de pesos destinado para obra pública, un endeudamiento para los próximos 15 años, y aunque la mayoría panista del Cabildo lo aprobó, el Congreso del Estado lo rechazó.

Aseguró que los recursos serían destinados a obra pública para impactar positivamente en la vida de cada uno de los meridanos, porque generará empleo productivo, reactivará la venta de productos y servicios, y mejorará la calidad de la movilidad en la ciudad», cuando la realidad era otra: el financiamiento de su campaña.

CHUECOS ALCALDES REELECTOS

La mayoría de los alcaldes que buscaron la reelección, tienen irregularidades y cuentas por comprobar ante la Auditoría Superior del Estado de Yucatán, como es el caso de Renán Barrera Concha, pues tiene señalamientos por 18 millones 646 mil pesos en sus gastos de 2019.

Todas estas anomalías se detectaron tras el análisis de la Tercera Entrega de los Informes Individuales de la Auditoría, así como el Informe General Ejecutivo del Resultado de Fiscalización Superior, ambos de la Cuenta Pública 2019.

Al menos, 43 alcaldes de los que buscaron la reelección tienen señalamientos y montos elevados que no han podido comprobar de sus cuentas del año 2019 y, aun así, buscan un nuevo mandato. La legislatura enlistó los municipios de Akil, Baca, Bokobá, Buctzotz, Cacalchén, Cansahcab, Dzilam de Bravo, Dzilam González, Halachó, Ixil, Mérida, Progreso, Tekal, Uayma y Yaxkukul.

Ante tal irregularidad, se propuso hacer un cambio en la Ley para que se pongan sanciones de gravedad a las faltas que se cometen, así como también, la no comprobación de los gastos considerarlo una falta muy grave y que reciba una sanción mayor.

No se trata de simples errores, sino de temas relacionados con la falta de comprobación de gastos, con no contar con un tabulador de sueldos, con la falta de documentación en los expedientes, así como transferencias de recursos sin contar con documentos comprobatorios.

En el caso específico de Barrera Concha, el Ayuntamiento de Mérida no ha comprobado 18.6 millones de pesos, y ahora se suma el fraude de 50 millones de pesos que cometió.

Resaltó que a la gestión de 2019 se le hicieron 16 observaciones y sólo cinco solventaron, nueve más que no pudo solventar bien y dos que simplemente no respondió.

Ejemplificó el caso de la Central de Abastos por 68 mil de pesos, el Comité Permanente de Carnaval de Mérida por 363 mil de pesos y Servilimpia por siete millones de pesos.

El ex diputado Alejandro Cuevas Mena enunció al alcalde panista de Progreso, Julián Zacarías Curi, quien tiene ocho millones 919 mil pesos que no ha comprobado ante la ASEY, de la cuenta 2019.

Botón volver arriba