----------

― Advertisement ―

ALCALDESA VENGATIVA

Ambiciosa, represora y vengativa, así como describen los pobladores a la alcaldesa de Cacalchén, Abigail Pérez Vázquez.

EL CANIBAL DE LA LEANDRO VALLE

El 28 de junio del 2020, en plena pandemia por el Coronavirus, se registró uno de los crímenes más espeluznantes en la historia reciente de Yucatán.

InicioNews ShowcaseEL CANIBAL DE LA LEANDRO VALLE
  • Perpetró uno de los peores asesinatos de los que se tengan memoria en la historia de Yucatán, mató a su víctima, la descuartizó y ofreció la carne fileteada a sus vecinos y a través de las redes sociales
  • Izael Dzib, un hombre con antecedentes delictivos, tirador de droga y quien ofrecía servicios sexuales a personas del mismo sexo, se convirtió en uno de los tres caníbales de los que se ha tenido cuenta en la historia de Yucatán
  • Se han visto siluetas al interior de la vivienda del crimen, aun cuando permanece sellada, asimismo, en ciertos momentos durante la noche ven luces, a pesar de que la casa está sin energía eléctrica

Redacción/Sol Yucatán

El 28 de junio del 2020, en plena pandemia por el Coronavirus, se registró uno de los crímenes más espeluznantes en la historia reciente de Yucatán.

Ocurrió en la colonia Leandro Valle, localizada en el Nor-Oriente de Mérida, cerca del centro comercial de la Macroplaza.

Izael Dzib, un hombre con antecedentes delictivos, tirador de droga y quien ofrecía servicios sexuales a personas del mismo sexo, se convirtió en uno de los tres caníbales de los que se ha tenido cuenta en la historia de Yucatán.

Sin embargo, para muchos es el asesino más cruel y con sangre fría y que pudo haber provocado que muchas personas sin querer también se hubieran convertido en caníbales, ya que la carne de su víctima la comercializó a través de las redes sociales a precios casi regalados.

El sujeto planeó a sangre fría el crimen a cuya víctima la contactó, precisamente a través de las redes sociales, que en ese entonces tuvieron un gran auge por la pandemia y que se convirtió en la principal forma de comunicación y comercio en Mérida, dadas las restricciones sanitarias.

La víctima fue el joven Roberto Fuentes Amaro, empleado de un Call Center, localizado en la colonia México, vecino de una colonia popular localizada en el Oriente de la Ciudad.

Días antes del crimen, el caníbal de la Leandro Valle, contactó a su víctima a través de un grupo de Facebook para búsqueda de parejas del mismo sexo de Mérida.

De acuerdo con las investigaciones de la Policía Estatal Investigadora, en los cuatro días previos al crimen, se pudieron recuperar del teléfono celular de la víctima 170 mensajes a través de watsap.

Es decir, el presunto asesino “enamoró” a su víctima hasta convencerlo de que se vieran en su casa de la Leandro Valle.

El conjunto habitacional es una colonia de clase media, donde la mayoría de las personas que la habitan provienen de otras partes del país.

El 28 de junio, la víctima decidió acudir a la casa de su asesino, sin embargo, antes pasó a un cajero automático donde retiró dinero para luego ir a la casa de la Leandro Valle.

En la casa estuvieron bebiendo, consumiendo drogas, ya la madrugada del 29 de junio se registró un enfrentamiento entre la víctima y victimario.

Azael mató a su víctima de varias puñaladas, aunque nunca se supo la causa real del mortal pleito, trascendió entre las fuentes policiales que la víctima trató de pasar de pasivo a activo, durante el encuentro sexual.

Tras el homicidio, el asesino destajó a su víctima, lo fileteó, colocó en bolsas de plástico la carne y los metió al refrigerador.

El 1 de julio comenzó a vender la carne entre sus vecinos y compartió varias publicaciones a través de Facebook, donde ofrecía carne de cerdo a bajo costo.

Las sospechas de las autoridades hacia Aziel comenzaron luego de que vecinos aseguraron que el joven que era drogadicto intentó venderles una carne fileteada para bistec, de dudosa procedencia, algo que pareció sospechoso y por lo cual nadie quiso comprarla.

Al interrogarlo la policía, el hombre mostró nerviosismo y se puso violento, actitud que hizo que las autoridades lo consideraran sospechoso.

El 3 de julio las autoridades encontraron los restos de Roberto en avanzado estado de descomposición, en el interior de un pozo, ubicado en el terreno baldío que se encuentra frente a su casa.

La Policía Estatal de Investigación (PEI), solicitó una orden de cateo, al ingresar a la casa encontraron las bolsas con carne fileteada

Esto provocó que se emitiera una orden de cateo en el domicilio de Aziel donde encontraron en el refrigerador varias bolsas de carne humana fileteada.

Hasta el momento es uno de los casos que más ha impactado en el estado, provocando todo tipo de rumores y miedos en la población, quienes aún no creen que un hecho tan atroz hubiera ocurrido en Yucatán.

Al caníbal de la Leandro Valle se le detuvo y se le enjuicio, fue sentenciado a 40 años de prisión.

Durante más de un año la familia de la víctima estuvo peleando los restos para poder darle sepultura.

Finalmente, transcurrido ese tiempo la Fiscalía entregó los restos, los cuales fueron sepultados en el cementerio Xoclán.

Actualmente, la casa se encuentra asegurada por la Policía y tanto los agentes como los vecinos, aseguran que ocurren cosas extrañas.

Se han visto siluetas al interior de la vivienda, aún cuando permanece sellada, asimismo, en ciertos momentos durante la noche ven luces, a pesar de que la casa está sin energía eléctrica.

Los agentes han acudido a verificar pensando que alguna persona violó los sellos e ingresó al predio, sin embargo, las puertas y ventanas se encontraban selladas. El investigador paranormal, Jorge Moreno, ha realizado un estudio en el predio y determinó que había energías negativas, es decir, paranormal.

Síguenos en Google News

Te podría interesar: