----------

OTRO REPUNTE DE COVID-19: ESTE MARTES SE REPORTARON 100 CONTAGIOS Y 4 DECESOS

Redacción/Sol Yucatán   Mérida, 15 de diciembre. - Este martes en el Estado se reportaron 100 nuevos casos de Coronavirus y 4 decesos, así como 153 personas en hospitales públicos,...

EDITORIAL

INTERVIENE BIENESTAR

ESTADIO FANTASMA

InicioLocalesESTADIO FANTASMA
  • Detrás de la empresa se encuentra Víctor Manuel Álvarez Puga, quien cuenta con orden de aprehensión por los delitos de delincuencia organizada y delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita
  • En un momento el mismo gobernador de Yucatán Mauricio Vila Dosal fue relacionado con Álvarez Puga por la amistad que los une, sin embargo, la FGR, no encontró elementos que lo vincularan

Redacción / Sol Yucatán

Mérida– El Estadio Sostenible de Yucatán que catapultaría el deporte de alta competencia de Yucatán y que con su construcción se traerían espectáculos deportivos de primer nivel como juegos de las Grandes Ligas, juegos de la NFL e incluso Yucatán en su momento fue considerado como sede de alguno de los juegos de la Copa del Mundo del 2026, pues todo fue un engaño del gobernador Mauricio Vila, del Alcalde Renán Barrera y de los inversionistas de “Juego de Pelota”, con oficinas en los estados Unidos, en específico en Nueva York.

El moderno inmueble estaba programado para construirse en los terrenos donde estuvo más de 130 años la normal “Rodolfo Menéndez de la Peña”, en la colonia Cordemex.

Durante la presentación del mega proyecto en el Centro Internacional de Congresos de Yucatán se dijo que estaría concluido en la primavera del 2023, entre marzo a junio, y en el cual se invertirían 2 mil 200 millones de pesos y que generaría 5 mil empleos entre directos e indirectos.

El Gobierno del Estado no invertiría dinero de manera directa, sino que apoyaría con la donación de los terrenos y los permisos de construcción.

El Estadio Sostenible sería la casa de los Leones de Yucatán, Venados F.C., y se estaría en la posibilidad de que Yucatán albergará un equipo de Futbol de Primera División, el gran anhelo de la afición yucateca amante del balompié.

Tendría la capacidad en juegos de béisbol para 23 mil aficionados, mientras que en juegos de futbol permitirán 4 mil personas más, para conciertos habrá una capacidad de 32 mil personas.

Como los grandes inmuebles de Europa, tendría museo, restaurantes, hotel de 300 habitaciones y zona para convenciones y reuniones del turismo deportivo.

Debido a la versatilidad que tendrá el edificio, el estadio podrá transformarse, según la ocasión, en cancha de fútbol o campo de béisbol, con una tecnología nunca antes utilizada en México.

Sin embargo, a más de tres años de su anuncio del mega proyecto deportivo, todo sigue en planes o veremos y todo apunta que es un proyecto muerto del gobierno estatal.

El secretario de Fomento Económico de Yucatán, Ernesto Herrera Novelo, entrevistado por el Sol Yucatán, dijo que el proyecto sigue en pie, pero depende de los empresarios, aunque no hay fecha de inicio, ni de conclusión en caso de hacerse ya no sería inaugurado por el gobernador.

Dijo que en caso de concretarse traería muchos beneficios a la entidad y pondría al estado en los ojos de todo el Mundo por la magnitud de la obra.

Desde el principio del anuncio el inmueble estuvo en medio de la polémica, ya que consideraron que el lugar donde se construiría no era ideal por los problemas de movilidad que generarían.

Las miles de críticas y oposición de los mismos vecinos de Cordemex, quienes dijeron que el diseño de la colonia no era para albergar a un lugar como ese y que generaría muchos problemas de vialidad y por ende de accidentes.

Tras ello se anunció el cambio de sede y el proyecto del estadio se mudó a Pensiones, en las 4 hectáreas que ocupaba Mitza que es propiedad del Gobierno del Estado, donde se encuentra el llamado “malecón de Pensiones”.

Los terrenos de la colonia Cordemex fueron donadas al Gobierno Federal, donde se construyen las oficinas del Tren Maya.

A casi dos años del anuncio del cambio de sede del mega proyecto, no se ha colocado ni la primera piedra y el terreno sigue igual, por lo que se cree que es un proyecto muerto.

Regalo millonario de Vila

La empresa “Juego de Pelota”, con sede en Nueva York, tiene como inversionistas a los empresarios mexicanos César Octavio Esparza Portillo y José Antonio Téllez Castellanos, pero detrás de la empresa se encuentra Víctor Manuel Álvarez Puga, quien cuenta con orden de aprehensión por los delitos de delincuencia organizada y delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita.

El capital que se invertiría en el estadio de Yucatán sería inyectado por Álvarez Puga, esposo de la conductora Inés Gómez Monts, pero en el 2021 al girarse la orden de aprehensión por parte de la Fiscalía General de la República (FGR), ya no habría dinero para financiar la mega obra deportiva de Yucatán.

En un momento el mismo gobernador de Yucatán Mauricio Vila Dosal fue relacionado con Álvarez Puga por la amistad que los une, sin embargo, la FGR, no encontró elementos que lo vincularan.

Esa sería la principal razón por las cual el Estadio Sostenible de Yucatán no se construyó, ya que el dinero vendría de Álvarez Puga, cuyas cuentas bancarias y propiedades le fueron aseguradas por las autoridades federales.

Lo que llama la atención es que la inmobiliaria “Juego de Pelota”, fue creada unos meses antes del anuncio de la construcción del Estadio Sostenible.

De acuerdo al Registro Público del Comercio en México, el 2 de febrero del 2020, se constituyó en Mérida la empresa “Juego de Pelota Inc”, cuyo apoderado son César Octavio Esparza Portillo y José Antonio Téllez Castellanos, con oficinas en el piso 20 de Wall Street número 14 en la ciudad de Nueva York, en los Estados Unidos.

La empresa no cuenta con experiencia en el ramo inmobiliario, ni de la construcción.

En el 2009, bajo el nombre de Íconos Sustentables S.A. de C.V. intentaron construir un estadio en Nuevo León, sin embargo, la Comisión Nacional del Agua (Conagua), echó para abajo el proyecto, ya que se pretendía edificar sobre una parte del río Santa Catarina, el cual suele desbordarse en temporada de lluvias.

En el 2018, ambos inversionistas intentaron construir un estadio similar al que presentaron en Mérida, pero en Italia, en específico en Verona, lejos de concluirlo y en medio de críticas de políticos locales italianos que describen ese proyecto como “fantasma” y como una estrategia solo para elevar el valor de la propiedad en la zona donde se aparentó construir.

Los inversionistas no aparecieron hasta septiembre del 2020, cuando anunciaron la construcción del Estadio Sustentable de Yucatán, el cual era una copia exacta del inmueble que intentaron construir en Verona, Italia y el cual es catalogado como un proyecto “fantasma”.

 A pesar de ello la empresa salió ganando debido a que si bien el Gobierno del Estado no inyectaría dinero, si tendría participación debido a que donaría los terrenos a favor de la empresa.

De acuerdo con fuentes que en su momento estuvieron involucrados en el proyecto, a los empresarios se le asignaron las 4 hectáreas de terrenos en una de las zonas de mayor plusvalía de Mérida, no se sabe si de manera definitiva o por comodato. De acuerdo a la empresa inmobiliaria “All Property”, el costo por metro cuadrado de terreno en esa zona es de 3 mil 500 pesos, por lo cual el valor del inmueble asciende a 140 millones de pesos, en caso de haber sido asignado de manera definitiva a los empresarios, el gobierno de Mauricio Vila le habría regalado un terreno de 140 millones de pesos a la empresa financiada por el amigo del gobernador de Yucatán.

Artículo anterior
Artículo siguiente