----------

KANASÍN: EDWIN ESCONDE SU FORTUNA

El alcalde de Kanasín con licencia y candidato del PAN a la alcaldía de ese municipio esconde la fortuna que ha amasado

La compra-venta clandestina de cerveza cada vez se convierte en un problema más grave en el municipio de Acanceh.

ACANCEH: INUNDADO EN ALCOHOL

InicioMunicipiosACANCEH: INUNDADO EN ALCOHOL

Guillermo Medina / Sol Yucatán.

La compra-venta clandestina de cerveza cada vez se convierte en un problema más grave en el municipio de Acanceh. Los consumidores acuden a los puntos de venta ilegales con sus envases en la mano y sin ningún temor de ser detenidos por las autoridades municipales.

Los días en los que es más frecuente la venta de clandestino son los viernes, sábados y domingos, así como los lunes, ya que los habitantes continúan la fiesta hasta el amanecer y sin importar que ya sea la hora para laborar de algunos ellos. Siguen comprando con tal descaro La bebida embriagante. Algunos inclusive se tornan agresivos con las personas.

Ante dicha situación, el presidente municipal Mario Cruz Herrera,  de Nueva Alianza, no ha hecho nada al respecto. Incluso, una de las razones por las que el turismo no incrementa en el municipio, a pesar de tener varios atractivos arqueológicos, es la agresividad de los bebedores. Algunos habitantes que son alcohólicos suelen intimidar con frecuencia a los turistas.

Sólo en la calle 20 los vecinos de la zona reportaron la presencia de al menos tres puntos de venta de clandestino. A pesar de que en el lugar se encuentre ubicado una tienda de la empresa “Six”, los habitantes frecuentan más los picaderos en donde encuentran dicho producto, aun más caro pero a cualquier hora.

La Policía Municipal Coordinada no se hace presente a pesar de las múltiples quejas de los vecinos de Acanceh. Incluso existen rumores en los que señalan a los oficiales de recibir un soborno a cambio de dejar trabajar a los clandestinos.

Los puntos de venta de clandestino llevan años existiendo en la comunidad de Acanceh, pero ningún presidente municipal ha realizado la propuesta para frenar la venta ilegal de este producto. Algunos habitantes mencionaron que los camiones de las empresas cerveceras se detienen a dejar la carga cerca de los domicilios para disimular la presencia de los puntos de venta ilegales.

Es por eso que en el municipio de Acanceh se dice que “no hay six, sólo clandestino”, haciendo referencia a que las personas prefieren comprar sus bebidas alcohólicas en lugares no autorizados. No sé sabe con exactitud cuántos negocios de venta de alcohol han dejado de funcionar por la presencia de los clandestinos, incluso se dice que algunos habitantes compran las cajas de cerveza en otros pueblos para venderlo en la localidad.

Si bien la presencia de la venta de alcohol en los municipios es un ingreso para las familias del municipio, el clandestino se vuelve una plaga a pesar de que los habitantes justifiquen dicha acción señalando que en todos los pueblos se hace. El tener estos puntos de venta ilegal convierte a los clientes que frecuentan el sitio en personas violentas y siempre alertas sobre quien se aproxime al lugar, sin importar si van o no al domicilio en dónde se ubica el picadero.

Síguenos en Google News

Te podría interesar: