----------

DENUNCIAN TRATA Y SUSTRACCIÓN DE MENORES

Redacción/ Sol Yucatán De manera extra oficial se infirmó que la directora de Prodennay, la retiraron de su cargo mientras se mantiene la investigación correspondiente,...

LA IMPARCIALIDAD, RETO DEL IEPAC

InicioLocalesLA IMPARCIALIDAD, RETO DEL IEPAC
  • En Yucatán los actos fueron ofíciales y deliberados, la enorme cantidad de dinero que el alcalde de Mérida dispone para el pago de publicidad desde el erario meridano no tiene precedente, además de los gastos superfluos e innecesarios en una colección de empresas fantasma
  • El acto multitudinario que se realizó en el Foro GNP para el cierre de la precampaña anticipada, fue más un evento circense de muestra de “musculo” como en los peores tiempos de la hegemonía priísta

Por Santiago Alamilla Bazán

El proceso electoral local de Yucatán apenas inició el pasado 3 de octubre, sin embargo el Partido Acción Nacional y su aliado el PRI ya tienen varios meses, sino es que años, en franca campaña política buscando refrendar la gubernatura del estado y por supuesto su capital, Mérida, que lleva ya treinta y un años gobernada por el partido blanquiazul.

El dispendio con el que se han manejado las cosas es evidente, desde el inicio cuando se establecieron los posibles abanderados panistas, el gasto en publicidad por parte de Renan Barrera, Cecilia Patrón, Liborio Vidal y Rommel Uribe saltaron a escena de una manera grosera y visible, sin importar en absoluto las regulaciones que existen para evitar esta situación.

Inclusive en el bando contrario, en la coalición juntos hacemos historia, el mismo Presidente de la República reprendió a los aspirantes a la presidencia que habían utilizado espectaculares y pintas de bardas, lonas y demás, por lo que aquellos tuvieron que deslindarse y pedir a sus simpatizantes que se abstuvieran de esas acciones.

En Yucatán los actos fueron ofíciales y deliberados, la enorme cantidad de dinero que el alcalde de Mérida dispone para el pago de publicidad desde el erario meridano no tiene precedente; además de los gastos superfluos e innecesarios en una colección de empresas fantasma que cobran por asesorías para un alcalde que lleva tres periodos en el cargo, y además rodeado de gente que lleva aún más tiempo en sus puestos, debiera ser razón suficiente para demostrar su incapacidad para hacer frente a los problemas de la ciudad. Sin embargo el gasto ha estado orientado a promover su imagen, descuidando la atención de la ciudad y sus problemas.

El acto multitudinario que se realizó en el Foro GNP para el cierre de la precampaña anticipada, fue más un evento circense de muestra de “músculo” como en los peores tiempos de la hegemonía priísta, donde el acarreo que se hizo de personas del interior del estado, hubiera hecho que Carlos Castillo Peraza volviera a renunciar a su militancia. “El PAN es un enfermo terminal que no acepta su enfermedad” me dijo apenas unos días antes de fallecer Rafael Castilla Peniche, “Cachicha” refiriéndose a las formas en las que se estaba conduciendo aquel instituto político, imagino su reacción si se enterara que el PRI pasó de ser enemigo, a amante de closet y ahora cónyuge formal del PAN.

Pero el acto del Foro GNP no fue el único, también la virtual candidata a la alcaldía de Mérida realizó un acto masivo en el Poliforum Zamná, que a pesar de no haber llenado con todo y el acarreo, pudo dar muestra clara de los alcances de la recolección de dinero que desde hace ya varios meses vienen realizando los recaudadores de costumbre, aquellos que financian las campañas y después las cobran diez veces más de lo aportado en contratos por obras que pagamos los meridanos.

El reto que tiene el IEPAC es mayúsculo, tiene que sacudirse el fantasma de haber trabajado en coordinación del gobierno actual en las elecciones de 2018. Resulta por demás una doble moral que la bancada de la diputada federal que hoy quiere ser alcaldesa, el criticar que la nueva titular del INE tuvo algún cargo en un gobierno liderado por morena, pero no hizo comentario alguno cuando se nombró a la secretaria de finanzas de este gobierno panista, que resultó ser hermana de la presidenta del IEPAC.

También el IEPAC lleva a cuestas el ridículo nacional que hizo, siempre en esas cuestionadas elecciones de 2018, donde ya se percibía el amasiato del PRI y el PAN, con el Programa de Resultados Electorales Preliminares, el PREP, que resultó una completa estafa al contratar una empresa de dudosa procedencia, y la cual, además de no prestar el servicio, le ganó el juicio a los abogados del OPLE yucateco, en un caso que desde el inicio estuvo contaminado con la contratación por parte de la empresa, de parientes de funcionarios del IEPAC para trabajar en el PREP, aquellos mismos funcionarios que pasaban como gastos oficiales la compra de sus pastillas azules para la disfunción eréctil.

El IEPAC debe ya cuantificar los gastos que se realizaron antes de inicio del proceso electoral, ya que aunque vengan, como el caso de la diputada que se escapa de las votaciones para los programas sociales, con el pretexto de su “informe” de actividades, son a todas luces gastos promocionales para su imagen, debido a que ya ha sido designada virtual candidata a la alcaldía de Mérida, por lo que la equidad de la contienda está vulnerada desde antes del inicio del proceso electoral. Fue contradictorio ver a los diputados federales del PAN, en sus actos multitudinarios tomándose fotos con las personas adultas mayores, posando para la cámara e inundando las redes sociales con parabienes para los abuelos, cuando votaron en contra de la pensión universal para las personas de la tercera edad, o en el caso de la diputada Patrón, haciendo “puch” sesión y escaparse para no votar.

Artículo anterior
Artículo siguiente