----------

― Advertisement ―

LOS PRESTANOMBRES DE ZACARÍAS

Redacción/Sol Yucatán Progreso.- Es probable que el 2022 sea el año más fructífero en la carrera de Marco Christian Murillo Villarino, pues gracias a su...

MÉRIDA UN CAOS…Y VIENEN LOS CHINOS

InicioLocalesMÉRIDA UN CAOS…Y VIENEN LOS CHINOS
  • Nuestra calidad de vida se está yendo al sumidero gracias a la política que tiene como objetivo vender Yucatán como un vulgar mercado de tierras

Redacción / Sol Yucatán

En los últimos años han llegado a residir personas de otras partes del país y el mundo a nuestra blanca Mérida, a la que están llegando más de cincuenta mil personas al año y con ello un repunte en la llegada de europeos, estadounidenses, canadienses y del interior de la República.

Desde hace unos años, hemos escuchado y comprobado la rapiña de tierras por parte de empresarios en complicidad con las autoridades estatales, municipales y notarios, y mientras esto sucede, la ciudad se sumerge día a día en más caos vial, alza de precios descomunal en las propiedades, debido a la ola de gente que continúa llegando a comprar y residir a la ciudad y comisarías, dejando sin oportunidad a los yucatecos, debido a la promoción continua para que continúe viniendo gente a comprar a Yucatán.

Por si no fuera poco, ahora vendrán los chinos a construir sus fábricas de partes de automóviles y ataúdes en nuestro Estado, y para ello, ocuparán una superficie de 100 hectáreas.

La compañía asiática, Holley Global, instalará un parque industrial de mil hectáreas en el municipio de Umán  y con ello atraer otras firmas a la entidad.

Esas al menos mil cien hectáreas que pretenden obsequiarles a los chinos generarán más calor, más contaminación y por supuesto más deforestación. ¿Y el agua?

Los pozos ya son literalmente inservibles pues el agua apesta y lo preocupante es saber si todos los que viven en zonas donde no hay agua potable y altos prediales, si ya se percataron que sacar agua de su pozo es como jugar la ruleta rusa, pues todas las empresas que conforman esa industria que está llegando extraen agua medio limpia y la arrojan con contaminantes que se van al manto freático, incluyendo metales pesados que pueden producir cáncer

Y sigue la mata dando… parece que no resulta elocuente para los que manejan el destino del estado poner en la balanza lo que es bueno y lo que es malo con base a lo observado durante años, porque luego de la presentación que hace la marca Heineken que instalará una planta en Kanasín parece que hay hasta que celebrarlo.

Todo indica que el problema hídrico que se ha generado en Hunucmá no es suficiente como ejemplo luego que entre una fábrica de cervezas y granjas están dejando secos muchos pozos del municipio.

Es obvio, si todo el tiempo están extrayendo agua para llevarse a otra parte del mundo transformada en cerveza y la otra es ajorrada a 60 m de profundidad (cuando bien nos va) por las granjas, es lógico que el agua dulce limpia mermará y por ende comenzará a escasear

Muchos dicen que mientras venga más dinero hay que aguantar, pero

nuestra calidad de vida se está llendo al sumidero gracias a la política estatal que tiene como objetivo vender Yucatán como un vulgar mercado de tierras más que promover nuestra cultura, tradiciones y nuestra gente, y que por cierto cada día somos menos.

Ahora sigue la violencia, robos y hasta derechos de piso si no toma el control el gobierno que meta orden y se dedique a trabajar por el estado más que a operar como agente de bienes y raíces.

Esto no es nuevo, pues esta nefasta política la inició la Ivone Ortega quien inspirada en telenovelas como «los ricos también lloran», despilfarró cientos de millones del erario en su imagen

Para rematar, el famoso terreno de Cordemex donde se ubicaba la Escuela Normal Rodolfo Menéndez de la Peña donde pretendían hacer un estadio, hoy ya es una mole de concreto de varios pisos, es decir, lo que antes era un frondoso pulmón de la zona donde aparte vivían miles de aves y reptiles hoy ya es una nefasta mole de concreto.

La pregunta es. ¿Se generará empleos mejor pagados para yucatecos o más bien para gente de otras partes del país o planeta que vendrán a habitar a esta ciudad ya saturada?

¿El crecimiento poblacional con el que hemos liado los últimos años te ha beneficiado en algo o más bien te ha perjudicado? Es decir ¿ganas más y rinde más tu dinero y tienes mejor calidad de vida o ganas lo mismo y gastas más (renta, predial, comidas)?

¿Llegas más rápido y relajado a tu casa o trabajo o tardas más y más estresado? ¿Observas a la gente que maneja más tranquila y amable o agresiva e histérica?

¿Esa locura de demoler casas y construir edificios para que venga gente de todo el mundo a comprar para invertir o vivir te beneficia en algo?

¿O más bien los 100 inversionistas que están destruye y construye con el apoyo de las autoridades son los únicos beneficiados?

Es decir, son 100 personas y sus negocios constructivos en contubernio con los políticos y allegados nos han puesto en jaque a alrededor del millón de habitantes de Mérida y sus comisarías, y ahora a otros municipios.

No se trata de cerrar puertas, todos son bienvenidos, pero se trata de crecer con orden y para que esto suceda hay que dejar de incentivar para que el mundo venga a Yucatán en cardumen y se logre ordenar el desorden en el que nos han metido.

Artículo anterior
Artículo siguiente