----------

― Advertisement ―

RENÁN, EL DESTRUCTOR

El alcalde de Mérida, Renán Barrera Concha, protege al destructor del patrimonio histórico, Ricardo Ascencio Maldonado, quien a finales de 2010 destruyó con maquinaria...

¡OBRAS FANTASMA!

InicioPortada¡OBRAS FANTASMA!

*La Auditoría Superior de la Federación acusa al gobierno de Yucatán de atentar contra la Hacienda Pública Federal por más 11 millones de pesos

*Auditores federales descubren que el gobierno de Vila Dosal quiso pasar por nuevas, obras viejas en escuelas públicas

*La actual administración del gobierno del estado no acata las órdenes de la ASF de sancionar a los funcionarios públicos que ejecutaron el fraude millonario

STAFF SOL YUCATÁN

Mérida Yucatán.- El gobierno de Yucatán que encabeza Mauricio Vila Dosal es señalado por la Auditoría Superior de la Federación (ASF) de incurrir en daños y perjuicios a la Hacienda Pública Federal por un monto de 11,044,744.12 pesos (once millones cuarenta y cuatro mil setecientos cuarenta y cuatro pesos 12/100 M.N.) por incumplir con ocho contratos de obra pública.

Además, el máximo órgano auditor del país ordenó realizar las investigaciones pertinentes y comenzar los procedimientos administrativos correspondientes por las irregularidades de los servidores públicos que, en su gestión, no presentaron la documentación del proceso de conclusión de los trabajos de los contratos relativa a avisos de terminación, actas de entrega recepción, finiquitos de obra y fianzas de vicios ocultos, pagadas con recursos del Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de las Entidades Federativas 2018, lo que representa el incumplimiento de la Ley de Obra Pública y Servicios Conexos del Estado de Yucatán.

El documento denominado, Auditoría Combinada de Cumplimiento y Desempeño: 2018-A-31000-21-1514-2019, relativa a la revisión de los Recursos del Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de las Entidades Federativas que recibió el gobierno del Estado de Yucatán la responsabilidad recae en la actual administración de Mauricio Vila Dosal, pues él autorizo finiquitar los pagos de las supuestas obras a finales de 2018 y principios de 2019.

Los responsables auditar aseguran que el gobierno de Mauricio Vila Dolsa autorizó pagar recursos del FAFEF 2018 ocho contratos que por su estado físico, no se acreditó que correspondan a trabajos ejecutados en el ejercicio 2018, situación que se confirmó con personal directivo de los planteles educativos que indicaron que fueron ejecutados en años anteriores a 2018, dichas obras se presentaron como realizadas con los recursos del Fondo de Aportaciones para las Entidades Federativas 2018, en incumplimiento de la Ley General de Contabilidad Gubernamental.

Según el documento, a más de un año de la autoría, el gobierno de Vila Dosal no ha podido comprobar el gasto de los recursos, además de tampoco ha sancionado a las funcionarios públicos involucrados en la simulación para ejecutar el fraude.

En principio, la suma de los recursos que se presumía se habían desviado era de $16,832,159.68 (Diez y seis millones ochocientos treinta y dos mil ciento cincuenta y nueve pesos 68/100), sin embargo, en el transcurso de la revisión se recuperaron recursos por 388,628.42 pesos, con motivo de la intervención de la ASF, sin embargo, 11,044,744.12 pesos (once millones cuarenta y cuatro mil setecientos cuarenta y cuatro pesos 12/100 M.N.) pesos son los que quedaron sin aclaración convincente a la fecha de la auditoría que fue el 31 de marzo de 2019.

Con la revisión de los 20 contratos se constató que 10 no presentaron las garantías de cumplimiento, además el Gobierno del Estado adjudicó dos contratos de obra a una empresa cuya actividad económica descrita en la constancia fiscal de la SHCP no es congruente con el objeto de los contratos, en incumplimiento de la Ley de Obra Pública y Servicios Conexos del Estado de Yucatán.

En el análisis de los 20 contratos, se identificó que el Gobierno del Estado no proporcionó la documentación comprobatoria de la ejecución de los trabajos de los contratos núm. SEGEY-IR3T-01-002-18 y SEGEY-IR3P-01-003-18, (estimaciones, y números generadores de obra), por un importe pagado de 2,831.2 miles de pesos y 2,474.7 miles pesos, respectivamente, que asciende a 5,305.9 miles de pesos, por lo que no fue posible verificar los precios y cantidades estimadas, en incumplimiento de la Ley General de Contabilidad Gubernamental y de la Ley del Presupuesto y Contabilidad Gubernamental del Estado de Yucatán.

También se constató mediante la visita física que en ocho contratos, los trabajos pagados que por su estado físico, no se acreditó plenamente que correspondan a trabajos que se ejecutaron en las fechas señaladas en el ejercicio 2018, por un total de 11,044.7 miles de pesos, en incumplimiento de los artículos, 66, 69 y 70 de la Ley de Obra Pública y Servicios Conexos del Estado de Yucatán, 70 fracción I de la Ley General de Contabilidad Gubernamental, y clausula primera de los contratos.

Es por ello que se determinó que el gobierno del Estado de Yucatán incurrió en inobservancias de la normativa, principalmente en materia de la Ley de Coordinación Fiscal, la Ley de Disciplina Financiera, el Presupuesto de Egresos de la federación para el ejercicio fiscal 2018, lo que ocasionó un probable daño a la Hacienda Pública Federal por un importe de 11,044,744.12 pesos (once millones cuarenta y cuatro mil setecientos cuarenta y cuatro pesos 12/100 M.N.).

Además, la ASF determinó que el Gobierno del Estado de Yucatán no realizó un ejercicio razonable de los recursos del Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de las Entidades Federativas 2018. Y como si el horno estuviera en su punto en sus arcas, de los 16,443,531.26, el gobierno de Yucatán que encabeza Mauricio Vila Dosal tendrá que aportar los rendimientos financieros generados desde su disposición hasta su reintegro en la cuenta de la Tesorería de la Federación.

A la orden de la Auditoría Superior de la Federación se le sumo la Promoción de Responsabilidad Administrativa Sancionatoria para que la Secretaría de la Contraloría General del Estado de Yucatán o su equivalente realice las investigaciones pertinentes y, en su caso, inicie el procedimiento administrativo correspondiente por las irregularidades de los servidores públicos que, en su gestión, no presentaron la documentación del proceso de conclusión de los trabajos de 15 contratos relativa a avisos de terminación, actas de entrega recepción, finiquitos de obra y fianzas de vicios ocultos, pagadas con recursos del Fondo de Aportaciones para el Fortalecimiento de las Entidades Federativas 2018, en incumplimiento de la Ley de Obra Pública y Servicios estatal.

Al cierre de edición, el gobierno de Mauricio Vila Dosal no había movido un dedo para para la aclaración del destino real de los recursos y menos aún se sabía de algún acto para sancionar a los funcionarios públicos de la actual y la pasada administración, por lo que es de esperarse en breve se hará merecedor de algunas denuncias en su contra.