Locales

POBLADORES DE SITILPECH EXIGEN CIERRE DE GRANJA DE CERDOS

Redacción/Sol Yucatán

Habitantes de Sitilpech se apostaron frente al Poder Judicial de la Federación para exigir el cierre de la granja de cerdos de su localidad, que reúne a más de 48 mil cerdos.

“Si los jueces no actúan, si no hacen nada al respecto, como pueblo tenemos derecho de destruir esa granja, porque nosotros estamos respetando la ley y la ley no hace nada por nosotros. No hace nada por el pueblo”, advirtió Israel Euán, uno de los manifestantes.

Aseguró que, como parte del pueblo maya, tienen derecho de defender a los invasores que están contaminando sus tierras y sus cenotes.

Sentenció que si en Mérida no les hacen caso irán a la capital del país para que sean escuchados.

Añadió que tienen seis años soportando los perjuicios de la granja tales como el mal olor, moscos, las personas se han enfermado de la piel. “Los niños han perdido el apetito debido a las náuseas y vómitos que ocasiona los malos olores de la granja.

“Fuera Kekén, no queremos la granja”, fueron los gritos de los inconformes.

René Chi comentó que los desechos de las granjas están afectando a las abejas que beben de esa agua y luego mueren. También muchos árboles se han muerto a causa del agua contaminada, los frutos que dan están perdiendo calidad.

Por su parte, Roberto Sánchez integrante de Kanán de Derechos Humanos A.C., organización que apoya a los habitantes de Sitilpech, indicó que se promovió un juicio de amparo con la finalidad de salvaguardar los derechos al territorio y el medio ambiente de la población indígena de Sitilpech, ya que tanto la Secretaría de Desarrollo Sustentable (antes SEDUMA), el Organismo de Cuenca Península de Yucatán y el Ayuntamiento de Izamal no hicieron una consulta previa para preguntar a la comunidad si aceptaba que se construyera una mega granja porcícola cerca de ahí.

La exigencia que hacen los pobladores es el respeto a sus derechos humanos que les son inherentes como comunidad indígena.

Expuso que el juzgado primero de distrito tiene la oportunidad de resolver la aplicación de una medida cautelar, que es la suspensión definitiva dentro del juicio.

Con esta medida lo que piden es detener las operaciones de la granja durante el juicio.

Los vecinos de Sitilpech con anterioridad habían interpuesto una suspensión, que aseguran les negaron con argumentos antijurídicos. Saben que el juzgado tiene la potestad de emitir esta orden, por ello se presentaron para decir, de manera directa, al juez el primer distrito que aplique la medida.

Sánchez agregó que la solicitud de amparo la presentaron en mayo pasado. De no otorgarse la suspensión se promoverá un recurso de revisión contra la resolución del juzgado.

Botón volver arriba