----------

CALIENTAN PLAZA

Conkal fue el escenario para un encuentro de priistas previo al cuarto Foro Regional que se realizó en el Centro de Convenciones Siglo XXI...

REYES DEL MOCHE

InicioLocalesREYES DEL MOCHE
  • Sergio Chan Lugo le ha otorgado de manera directa contratos por más de 43 millones de pesos a su amigo José Antonio Morales Greene, a cambio de moches que le ha dejado ganancias por más de 6 millones de pesos
  • El 80 por ciento de los contratos por donde ambos funcionarios han hecho fortuna son gobiernos panistas. Dos de los municipios predilectos para la ejecución de obra pública estatal es Progreso y Kanasín

Redacción / Sol Yucatán

En poco más de dos años de estar al frente de la Obra Pública de Yucatán, Aref Karam Espositos, se ha convertido en el “Rey del Moche”, debido a los favores económicos que pide para la asignación de obra pública en Yucatán.

De acuerdo con constructores e integrantes de diferentes agrupaciones relacionadas a la construcción, Aref cobra entre el 15 y 20 por ciento del costo de la obra.

Lo que llama la atención es que durante la presente administración, el 80 por ciento de la Obra Pública se ha ejecutado en los municipios como Mérida, Progreso, Kanasín Tizimín, Umán, Tekax, Cuzamá, Valladolid, Yaxcabá, Temax, Celestún, Chemax y Espita, todos gobernados por el PAN.

Karam Espositos llegó a la Secretaría de Obras Públicas en junio del 2021, en sustitución de Virgilio Crespo Méndez, es decir, lleva en el cargo 26 meses.

Antes estaba en el Instituto de Movilidad y la dependencia a su cargo fue acusada de pedir cuotas a los transportistas.

Durante ese tiempo ha manejado un presupuesto de más de 7 mil millones de pesos en Obra Pública.

Dos de los municipios predilectos para la ejecución de obra pública estatal es Progreso y Kanasín, donde los ediles han estado en medio de las acusaciones de desvíos de recursos y petición, precisamente de moches.

Además de obras de baja calidad como la construcción de calles y parques infantiles.

Una de las empresas que están bajo sospechas y que han sido favorecidas por el clan de Karam Espositos es ARQUITECTURA MODERNA, S.A. DE C.V, del arquitecto Carlos Quesnel Moguel, con domicilio en Nuevo León.

De acuerdo a la Plataforma Nacional de Transparencia, desde la llegada de Aref Karam, a la titularidad de Obras Pública esta empresa ha sido favorecida con cuatro contratos por un monto de 37 millones de pesos.

Hasta antes de esa fecha, esta empresa no figuraba en la lista de proveedores del Gobierno Estatal y por lo tanto no tenía asignado ningún contrato.

La empresa fue fundada el 13 de abril del 2021 y el notario público número 12, Roberto José Ponce Montemayor, fue quien realizó su constitución. El único propietario de la empresa es precisamente Quesnel Moguel.

Un año más tarde, es decir, en julio del 2022, recibió su primer contrato millonario. Le fue asignado un contrato por la cantidad de 29 millones 398 mil 961 pesos por la elaboración del plan del parque de la Plancha, un gasto que se considera innecesario, debido a que el proyecto lo llevaban a cabo ingenieros del Ejército Mexicano.

El contrato fue a través del Instituto para la Construcción y Conservación de la Obra Pública de Yucatán, cuyo titular es Virgilio Crespo Méndez, amigo incondicional de Karam Espositos.

Ese mismo día, la misma empresa recibió otro contrato por 5 millones de pesos por parte de Secretaría Técnica de Planeación dependiente del mismo instituto.

Además, un mes más tarde el 5 de agosto del 2022, Obras Públicas, le dio otro contrato de 5 millones de pesos, para la realización de un “Diagnóstico para la implementación de Transporte Masico en la Zona Metropolitana de Mérida, Yucatán”.

Es decir, con tan sólo esos tres contratos Karam Espositos habría recibido un “moche” o gratificación de al menos 5 millones 909 mil 844 pesos, por conceder contratos de adjudicación directa o a modo a la empresa.

Sergio Chan Lugo, uno de los panistas considerado de la vieja guardia y con más poder de influencia dentro del partido, es otro de los personajes de la red de moches en dependencia estatales.

Chan Lugo, al principio de la administración estatal fue designado como titular de la Junta de Agua Potable y Alcantarillado de Yucatán (JAPAY), por su experiencia como titular de la Conagua de la cuenca de Yucatán, sin embargo, ejerció presión y pidió su reubicación en la estructura gubernamental, debido a que en la JAPAY, según las fuentes, no había margen para hacer negocio.

En los enroques realizados en el 2021 fue designado como titular del Instituto de Infraestructura Carretera de Yucatán (INCAY).

Junto con Karam Espositos cobra entre el 15 y 20 por ciento del total de la obra por “gratificación” en obra pública.

Durante el tiempo en el que Chan Lugo ha estado al frente del Instituto ha manejado un presupuesto global de cerca de 2 mil millones de pesos.

Una de sus empresas favoritas es MCR PROYECTOS Y DESARROLLOS SA DE CV, con dirección en la colonia Díaz Ordaz en Mérida.

Durante la gestión del tizimileño le ha otorgado 15 contratos de manera directa por mantenimiento de carreteras en Mérida, por un monto de 32 millones 456 mil 341 pesos.

Los trabajos se han realizado en Mérida, la capital del estado, cuyo municipio tiene ahorrados más de 3 mil millones de pesos en sus cuentas bancarias y que se estarían ahorrando para la campaña de Renán Barrera en su postulación al Gobierno del Estado.

La cifra ejecutada por el INCAY en Mérida para la conservación de calles contrasta con los recursos asignados al municipio de Quintana Roo, el más pequeño de Yucatán y quien tiene el menor presupuesto de la entidad, donde el Instituto dirigido por Chan Lugo no ha invertido un solo peso para la conservación de calles u Obra Pública.

MCR PROYECTOS Y DESARROLLOS SA DE CV pertenece a José Antonio Morales Greene, amigo de Chan Lugo, quien también es dueño de la inmobiliaria Cumbres, S.A. de C.V. Desde la llegada de Chan Lugo a esta empresa, el INCAY le ha otorgado 16 contratos por un monto superior a los 11 millones de pesos.

Es decir, entre sus dos empresas Morales Greene ha recibido por parte del INACAY poco más de 43 millones de pesos.

Todos los contratos han sido asignados a ambas empresas por asignación directa o por invitación.

Si tomamos en cuenta que cobra al menos el 15 por ciento por gratificación, Chan Lugo ha recibido unos 6.5 millones de pesos por favorecer a uno de sus amigos, a través de sus dos empresas.

Artículo anterior
Artículo siguiente